Make your own free website on Tripod.com

LA ANTENA LANZADA (Hilo largo)

publicado en "Saludos Amigos" (enero/febrero 1992), Deutsche Welle.

La antena lanzada es una antena auxiliar muy simple que puede mejorar la calidad de recepción y que se puede instalar en breve tiempo, sin emplear mucho material. Naturalmente, esta antena no puede sustituir una antena exterior.

Antena lanzada: Hilo de cobre aislado, 3-7 metros, flexible, Ø 1-2 mm.

La antena lanzada

La antena lanzada, que consiste en un hilo de cobre aislado de 3-7 metros (Ø1 mm, flexible), se utiliza sobre todo como antena interior. En un extremo del hilo, el aislamiento debe ser recortado y conectado con el casquillo de antena del receptor mediante un enchufe de banana, o acoplado a la antena telescópica incorporada mediante un borne de cocodrilo. El otro extremo de la antena lanzada lleva un lazo pequeño, de manera que el hilo puede ser tendido a lo largo de la pared, del listón del suelo o del bastidor de la ventana. Dado que cerca de una ventana la calidad de recepción es mejor porque no hay tantos efectos de blindaje, es aconsejable tender la antena - si es posible - fuera de la ventana en dirección horizontal o vertical a lo largo del muro de la casa.

Antes de instalar una antena para mejorar la recepción, es recomendable ensayar el uso óptimo de las posibilidades propias del receptor. Resultados negativos en la calidad de recepción pueden deberse a un lugar desfavorable del receptor en el apartamento. El lugar más favorable del receptor en el apartamento puede ser determinado fácilmente por medio de algunas pruebas. Como fue indicado más arriba, un mejoramiento de la calidad de recepción se logra en general cerca de una ventana. Efectos de blindaje causados por edificios construidos de hormigón y otras interferencias causadas por aparatos eléctricos en la casa pueden afectar la recepción considerablemente. Por eso, es aconsejable controlar la calidad en los diferentes cuartos antes de instalar el receptor en su lugar final. Si todo esto no lleva a una calidad de recepción satisfactoria, es oportuno utilizar la antena lanzada mencionada. Eventualmente, el casquillo para la toma de tierra del receptor puede contribuir al mejoramiento de la recepción. Con este fin, se acopla el casquillo al sistema de calefacción conectada a tierra o a la tubería de agua.

La mejor conexión puede ser determinada otra vez más mediante ensayos correspondientes. La antena lanzada se puede enmendar con un filtro-Pi, como se puede ver en la imagen. Con este tipo de filtro la antena lanzada puede ser adaptada - para cualquier frecuencia - a la etapa de entrada del receptor. De esta manera, la señal de alta frecuencia recogida por la antena llega sin muchas pérdidas a la etapa de entrada y consigue, al mismo tiempo, un mejoramiento adicional de la calidad de recepción.

El Filtro PI entre la antena y el receptor

El filtro-Pi está intercalado entre la antena y la etapa de entrada del receptor y, a causa de la mejor adaptación de la antena, resulta en una llegada casi perfecta de la señal de alta frecuencia sintonizada a la etapa de entrada del receptor.

Filtro de antena:

Para garantizar una buena calidad de recepción, el receptor y la antena deben formar una unidad eficaz con ambos componentes en perfectas condiciones. Además, la adaptación de la antena al receptor debe ser tan buena que no se produzcan pérdidas de señales. Cuanto más corta la longitud de onda, tanto más complicada es la construcción de la antena y su adaptación al receptor. La entrada de antena incorporada en un receptor sirve como un transformador. En la mayoría de los casos, los receptores de onda corta tienen dos entradas correspondientes a los diferentes tipos y longitudes de antena, garantizando así una adaptación muy favorable. Sin embargo, las antenas en uso raramente están adaptadas perfectamente al receptor.

Un filtro de antena sirve para adaptar los dos componentes antena y receptor. Además, facilita la selección de la frecuencia de onda corta y reduce interferencias por frecuencias de imagen. No es difícil construir un filtro de antena, dado que se necesita solamente dos condensadores variables, una bobina, un interruptor escalonado y una caja de metal para colocar en ella todas las piezas. Primeramente, se conecta el enchufe de la antena con el estator, es decir, con la parte fija del primer condensador. Los rotores de ambos condensadores se unen con los enchufes de puesta a tierra de la antena y del receptor, y con la masa. La bobina con sus contactos y el conmutador se conectan con los estatores de los condensadores. La bobina debe tener 15 espiras para la banda de 49 metros y aproximadamente 4 para la banda de 16 metros. Las diferentes bandas requieren cantidades de espiras aproximadamente como sigue:

Espiras1612975-64
Banda494131 251916

La bobina de 1,5 mm² de hilo de cobre sólido debe ser bobinada alrededor de material aislante de un diámetro de 25 mm. Naturalmente, las espiras no se deben tocar. Los condensadores variables pueden tener una capacidad de 300-500 pF. Esto es el filtro completo.

La sintonía exacta de la banda de onda corta requiere un ajuste de los dos condensadores y posiblemente de los contactos de la bobina. Una sintonía óptima se puede obtener cuando el indicador de sintonía del receptor muestra la máxima oscilación. Otras frecuencias también recibidas por la antena son atenuadas y la frecuencia deseada se recibe con una intensidad que resulta en una muy buena recepción a larga distancia.

Sus comentarios y sugerencias son bienvenidas a:
www.arieldx.com.ar © 2000-. Algunos derechos reservados :-)